fbpx

La Prefecta Cecilia Méndez, preocupada por la situación limítrofe entre Azuay y Guayas, convocó a los asambleístas por el Azuay y a la Comisión de Límites del Concejo Cantonal de Cuenca a un recorrido por las comunidades cercanas al territorio de la provincia costanera, además mantuvieron dos sesiones de diálogo con dirigentes y lideresas de los sectores en conflicto, La Suya y Luz y Guía.

Al conocer este caso, es competencia de la agrupación parlamentaria el tratamiento legislativo de un proceso que aún en el marco de una Ley de Límites Internos del Ecuador, no se ha constituido como tal, y que llegó a este nivel con serios vicios que atañen los derechos de la población.

La situación limítrofe trae serios problemas sociales, el malestar que en la vida cotidiana la población de la zona baja de Molleturo enfrenta es a causa del abandono institucional a partir de la firma del “Acuerdo de Definición Territorial que Contiene la Resolución Motivada de Solución de Conflictos de Límites Territoriales entre las Provincias de Guayas y Azuay”, el que lejos de poner fin a un conflicto por límites de larga historia, lo profundiza más.

Es así que, desde 2019 la actual prefecta y en ese entonces viceprefecta del Azuay, Cecilia Méndez, atendiendo las múltiples demandas de la población, inició un proceso sostenido que ayude a dilucidar el problema y a plantear las posibles soluciones sociales, políticas y jurídicas. Para ello, conformó la Comisión de Límites del Azuay 2019-2023 con representantes legítimos de la población, el GAD Parroquial de Molleturo, el GAD Cantonal de Cuenca.

En este sentido la Comisión ha avanzado con estudios sobre el conflicto de carácter participativo y de archivo, con un estudio jurídico, con diálogos políticos sobre los hallazgos encontrados en el proceso, siendo sin lugar a duda una de las conclusiones y demandas más sentidas, la necesidad de una Consulta Popular que de tranquilidad a la población en un ejercicio democrático y apegado a su derecho legítimo de pertenencia.

La primera autoridad de la provincia encomendó a los asambleístas el tratamiento de este problema del Azuay en el seno de la Asamblea Nacional, con el ánimo de que se dé continuidad al proceso que inició hace más de dos años.

“Vamos a resolver este inconveniente limítrofe con la hermana provincia del Guayas como se debe, en ley y acudiendo a los organismos pertinentes, con el propósito de terminar con este acuerdo celebrado entre los ex prefectos Paúl Carrasco y Jimmy Jairala de Azuay y Guayas”, acotó la Prefecta.

Estas acciones se ejecutan en base a que se ha detectado inconvenientes de orden procedimental y legales en el manejo del Consejo Provincial con la instancia que sancionó este acuerdo amistoso. En este sentido los asambleístas y la Comisión de Límites, emitieron una Declaratoria.

Acta de Declaración Conjunta entre la Prefectura del Azuay y los Asambleístas provinciales.

•Acoger las demandas, solicitudes y las exigencias de derechos de la población de Molleturo, especialmente de las comunidades afectadas de modo directo por la suscripción del llamado acuerdo amistoso.

● Asumir que el conflicto limítrofe y su solución y resguardo y respeto al sentido y valor de pertenencia reivindicado por los pobladores de la zona norte de Molleturo costanero es un conflicto común de Cuenca y el Azuay que compromete a las reivindicaciones comunes de la provincia.

● Comprometer la acción conjunta en el marco de las responsabilidades y competencias que les corresponde a cada uno para comulgar el compromiso y acciones conjuntas de reivindicación del territorio.

● La historia y la cultura de la población azuaya asentada en la zona norte de Molleturo costanero.

● Conjugar acciones comunes de atención y justicia a las reivindicaciones de la zona norte de Molleturo costanero que son de los mismos derechos que les pertenecen a los pobladores de Cuenca y del Azuay.

● Mantenerse en conjunción para presentar las reivindicaciones de Cuenca y el Azuay especialmente las del conflicto limítrofe para hacerlos valer en las instancias sociales jurídicas y políticas que corresponden en las distintas instancias ante las diferentes autoridades y territorios.

● Comprometerse en un diálogo de trabajo que promueva las acciones de gestión pública en los territorios azuayos de Molleturo, de modo que las distintas entidades desarrollen acciones mancomunadas, asociadas y cooperativas de trabajo y acción común en el ámbito de las capacidades de fiscalización y control político.

● Velar por el cumplimiento efectivo del marco jurídico vigente, así como la ejecución de políticas públicas en favor de los pobladores de las comunidades en conflicto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *