fbpx

Esta luz verde permite que los países que no tienen medios para determinar si un medicamento es eficaz puedan acceder más rápidamente al mismo.

La Organización Mundial de la Salud, OMS, aprobó el uso en caso de emergencia de la vacuna contra la COVID-19 de la firma estadounidense Moderna. 

Esta es la cuarta vacuna que obtiene luz verde del organismo tras las de Pfizer, AstraZeneca y Janssen (Johnson & Johnson).

La vacuna de Moderna hasta la fecha ha mostrado una eficacia del 94,1 % en pruebas de laboratorio, y según recordó la OMS puede mantenerse a temperaturas de entre 2 y 8 grados.

Esta aprobación supone que las vacunas de Moderna pueden formar parte del programa COVAX, mediante el que la OMS distribuye dosis de vacunas anticovid principalmente a países en desarrollo, y que hasta ahora mayoritariamente ha enviado vacunas fabricadas por AstraZeneca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *